5. EQUIPOS DE TRABAJO PARA ATMÓSFERAS EXPLOSIVAS:

Los equipos de trabajo y todo el material de instalación debe ser apto para la utilización en áreas de riesgo de formación de atmósferas explosivas.  

 

Además deben ser montados, instalados y utilizados de modo que no puedan provocar
ninguna explosión. 


Su puesta en servicio sólo podrá autorizarse si se comprueba que su utilización no
puede producir la ignición de una atmósfera explosiva.  


Es necesario asegurarse de la idoneidad en la elección de los materiales de instalación, ropa de trabajo y equipos de protección. 

 Clasificación de los aparatos para atmósferas explosivas

En todos los ámbitos en los que pueda haber presencia de atmósferas explosiva
deben elegirse aparatos y sistemas de seguridad correspondientes a las categorías
determinadas en el real decreto 400/1996.

Según el real decreto 400/96, de acuerdo con su uso, los aparatos para atmósferas
explosivas se clasifican en:
 
• Grupo I: aparatos destinados a minas riesgo grisú.
 
• Grupo II: aparatos destinados a otro tipo de emplazamientos con riesgo de explosión.

 

El grupo II se subdivide en tres grupos, de acuerdo con el nivel de protección
empleado:
 
• Categoría 1: nivel de protección muy alto. Para zonas 0 ó 20
• Categoría 2: nivel de protección alto. Para zonas 1 ó 21
• Categoría 3: nivel de protección normal. Para zonas 2 ó 22
 

El número de categoría va seguido de una G (gas, vapor o niebla) si el equipo está
diseñado para utilizarse en zonas clasificadas 0, 1 o 2.

El número de categoría va seguido de una D (polvo) si el equipo está diseñado para
utilizarse en zonas clasificadas 20, 21 o 22.

EJEMPLOS DE EQUIPOS PARA ATMÓSFERAS EXPLOSIVAS